[-]

Se encuentra usted aquí

Minuto a Minuto

EN VIVO

25/05/2019 - 10:53
Los aspirantes presentan sus propuestas y discutirán sobre lo que necesita la capital nariñense.
28/02/2018 - 09:46
Los sismos ponen en alerta a los habitantes y con esta aplicación usted podrá informarse de todo lo referente.

Vea También...

Especiales

Foto: Reuters
18/05/2019 - 16:47
El propósito es concientizar al público sobre el papel que cumplen estos recintos en el desarrollo de la sociedad.
Granma
27/04/2019 - 11:15
Las primeras elecciones con sufragio universal en el país africano, significaron la abolición de una medida marcada por masacres, injusticias y dolor.









Encuesta

¿Cuál institución tiene menos credibilidad para usted?

Chica Instagram de Hoy

Chica Instagram

27/10/2018 - 15:56
La joven modelo estadounidense cada vez que publica una foto vuelve locos a sus fans y quienes no se cansan de elogiarla. ¡Mira las fotos!

Espacio Paranormal

Para ver más noticias escalofriantes ingrese AQUÍ

Sábado, Enero 27, 2018 - 12:04

El consumo de drogas y adicciones es un problema de nunca acabar, sin olvidar que  cada día se diversifican para ganar nuevos adeptos. 

Hace más de cinco años, adolescentes en todo el mundo han comenzado a consumir un contenido conocido como ‘drogas auditivas’ o ‘e-drugs’, sonidos que se asemejarían a algunos de los efectos psicoactivos producidos por drogas sintéticas como el 2CB o Tucibí y el LSD, y que en Colombia ya estaría siendo usado.

Según lo informó el diario de la Vanguardia, Investigadores de la Universidad Manuela Beltrán de Bogotá han trabajado el tema hace algunos meses, y aunque no se han hecho publicaciones “por el impacto social del tema”, se han encontrado algunos resultados preliminares.

“Las llamadas drogas auditivas son ondas binaurales apenas percibidas por el oído donde el cerebro modifica su estado fisiológico y genera una serie de cambios en el comportamiento físico-motor y conductual”, aseguró Jeison Palacios, director del programa de Psicología de la Universidad Manuela Beltrán.

En un experimento realizado por diferentes profesores de los programas académicos de la universidad, muchos de los voluntarios experimentaron cambios en la frecuencia cardiaca y en la respiración, sudoración, adormecimiento, estado de relajación inducido y alucinaciones durante la exposición a estos sonidos.

“A corto plazo, el consumo de estas sustancias puede producir cambios en el ritmo del cerebro: problemas de atención, concentración, sueño y restricción a las actividades sociales”, aseguró el experto.

La investigación no solo encendió las alarmas por este tipo de adicción sino que reveló que hay población colombiana involucrada en el consumo de estos sonidos, en especial en fiestas electrónicas en Bogotá, Medellín y Cali.


¿Cómo funcionan?

Son pistas, canciones o sonidos, mediante los cuales se emiten ciertas ondas específicamente diseñadas para provocar reacciones cerebrales. 

Tienen el mismo efecto de excitación cerebral que provocan el crack, la cocaína, heroína y el éxtasis.

La sensación auditiva que provocan estos audios se les conoce como pulsos binaurales. Inicialmente, se utilizaban como terapia alternativa contra la ansiedad y la depresión, pero era controlado por un especialista. 

Posteriormente, los ingenieros de audio, modificaron estos sonidos y dieron pie a las drogas auditivas.
 
¿Dónde se consiguen?
 
Se descargan desde distintos portales de internet, algunas pistas son gratuitas y otras pueden valer entre 6 y 10 dólares. Los jóvenes cubren sus ojos y se recuestan;  por medio de unos audífonos que aíslan el sonido exterior, consumen los audios.

¡Ojo a esta señal! 
Lo primero que hacen las personas que buscan consumir estos audios es aislarse en sitios sin ningún tipo de ruido para evitar que se afecte la exposición y después de descargar los sonidos, el tiempo de consumo puede variar entre uno a quince minutos.  Sin embargo, algunas personas se exponen a más de una hora.

 

- Software por Activisual -