Se encuentra usted aquí

Minuto a Minuto

EN VIVO

28/02/2018 - 09:46
Los sismos ponen en alerta a los habitantes y con esta aplicación usted podrá informarse de todo lo referente.

Vea También...

Especiales

15/01/2020 - 09:38
El activista estadounidense y pastor que luchó por los derechos civiles de los afroamericanos.
02/01/2020 - 16:27
La celebración nació en México, recuerdo de un enfrentamiento de reos en Tampico, en el 1927, día en que un gran número de uniformados perdió la vida.









Recomendado

recomendado

Foto: El Espectador
15/01/2020 - 10:16
Cada 1 de enero los concesionarios aplican alza en tarifas de peaje en carreteras concesionadas del país, y este 2020 no será la excepción.
Foto: Cortesía
30/12/2019 - 09:36
La Unidad Policial para la Edificación de Paz trabajará tres áreas clave en la construcción de una paz para todos.
Foto: Cortesía
28/12/2019 - 12:16
Con 20 uniformados adscritos al grupo de carabineros y guías se realizó la travesía por el Occidente Antioqueño.

Encuesta

¿Quiénes se verán más afectados con la salida de Uber del país?

 

Chica Instagram de Hoy

Chica Instagram

27/10/2018 - 15:56
La joven modelo estadounidense cada vez que publica una foto vuelve locos a sus fans y quienes no se cansan de elogiarla. ¡Mira las fotos!

Videos Virales

Espacio Paranormal

Para ver más noticias escalofriantes ingrese AQUÍ

Editorial

Miércoles, Junio 25, 2014 - 09:18

El inquietante episodio que vivió hace algunos días la directora de la Federación Nacional de Comerciantes Fenalco, seccional de Nariño, Eugenia Zarama, quien estuvo a punto de convertirse en víctima de las bandas de escopolamineros que actúan en la ciudad de Pasto, nos muestra una vez más, que la delincuencia callejera sigue siendo un problema delicado en la capital nariñense.

Sí bien es cierto que en nuestra ciudad no padecemos de esos grandes embates de la delincuencia, que se constituyen en un verdadero flagelo en las grandes urbanas colombianas, como son los homicidios, los atracos a los bancos o los carros de valores o los secuestros, en cambio sí nos afecta demasiado, lo que tiene que ver con los delitos sencillos, el “cosquilleo”, o “bolsiqueo” que se vive de manera intensa en las calles del centro de la ciudad, así como los robos a mano armada.

Estamos haciendo referencia a unos delitos que sin ser de alto impacto como ocurre en Bogotá, Cali, Medellín y Barranquilla, entre otros, sí mortifican bastante a la comunidad.

¿A quién le gusta que por culpa de un choque al parecer inofensivo, con un peatón, nuestra cartera y dinero, pasen en cuestión de segundos a un habilidoso carterista?

O, ¿qué alguna señora de manos hábiles, generalmente acompañada por uno o dos niños, se dedique en el sector de la calle 17, a sacar celulares de los bolsillos a lo que da el tejo?

El caso que le tocó afrontar a la directora regional de Fenalco se nos antoja bastante inquietante. En primera instancia, por qué según su relato, esto le sucedió en el interior de un taxi, vehículos que están destinados a prestar un servicio público y no convertirse en escenario de actividades delictivas.

En la riesgosa situación vivida por la funcionaria, ella tuvo la suficiente prevención para darse cuenta de que las cosas no iban bien, lo que la llevó a tomar la determinación de abandonar el taxi, lo que la salvó de convertirse en víctima de esta modalidad delincuencial.

Igualmente, es preocupante saber que luego de las declaraciones que la directora regional de Fenalco, entregó a DIARIO DEL SUR, recibimos en nuestra sala de redacción, numerosas denuncias en torno a que las bandas de escopolamineros vienen haciendo de las suyas en la ciudad de Pasto, especialmente en los establecimientos de diversión, lugares que son los preferidos por los malhechores para escoger a sus víctimas.

Se sabe también que quienes gustan drogar a las personas para posteriormente despojarlas de sus pertenencias, deambulan por las calles del centro de Pasto, donde se valen de toda clase de artimañas, como las de interceptar a los peatones y preguntarles sobre una dirección, para hacerles inhalar la peligrosa sustancia.

Por estos días, las estadísticas de las autoridades locales, nos muestran que en delitos considerados graves, como los homicidios, se han bajado los índices en lo que va corrido del año, al igual que el hurto de vehículos y motocicletas, así como el hurto a viviendas.

En ese sentido nos parece que la puesta en marcha en la ciudad de Pasto, de la Policía Metropolitana, lo que implica un notable aumento tanto en el personal, como en carros y motocicletas y otros elementos para combatir la inseguridad, ha sido fundamental para la disminución de numerosos delitos. Sin embargo, las bandas de escopolamineros, droga que en un momento dado puede provocar la muerte, constituye una situación que debe enfrentarse con la mayor decisión.

El hecho en que se vio involucrada la directora de Fenalco, así como las denuncias que posteriormente se recibieron, nos muestran un delito latente, que se está presentando muchas veces en Pasto y que en la mayoría de los casos no es denunciado por las víctimas.

De ahí el llamado que hacemos para que nuestras autoridades, ahora con el valioso e importante respaldo de la Policía Metropolitana, intensifiquen sus operativos de vigilancia y control para combatir esos delitos callejeros que tanto afectan a nuestra ciudadanía.

- Software por Activisual -