Se encuentra usted aquí

Minuto a Minuto

EN VIVO

28/02/2018 - 09:46
Los sismos ponen en alerta a los habitantes y con esta aplicación usted podrá informarse de todo lo referente.

Vea También...









Recomendado

recomendado

23/11/2019 - 09:44
El Presidente informó que se inicia a una conversación Nacional y que fortalezca la agenda vigente de política social.
13/11/2019 - 18:26

Encuesta

¿Cuál cree que será el Campeón del Fútbol Colombiano?

 

Chica Instagram de Hoy

Chica Instagram

27/10/2018 - 15:56
La joven modelo estadounidense cada vez que publica una foto vuelve locos a sus fans y quienes no se cansan de elogiarla. ¡Mira las fotos!

Videos Virales

Espacio Paranormal

Para ver más noticias escalofriantes ingrese AQUÍ

Lunes, Noviembre 18, 2019 - 17:48

Con apenas 25 años de edad cuando ocurrió la masacre de El Tandil, en Tumaco, Dilber Ocampo quedó herido por un impacto de bala en una pierna y lastimosamente no pudo hacer las terapias porque le faltó dinero para trasladarse al hospital.

Ocampo asegura que durante la masacre en El Tandil en 2017 y cuando murieron 7 campesinos perdió su finca, su hogar y la estabilidad. El campesino expresó que se alejó unos metros de donde estaban los policías antinarcóticos, pero cuando empezaron a disparar una bala lo alcanzó y le destrozó el fémur.

Luego de quedar herido logró cubrirse tras de un árbol y cuando cesaron los disparos sus vecinos lo vieron herido, lo alzaron y empezaron a caminar con él hacia un escampado, lo subieron a una hamaca y llegaron hasta donde estaba un grupo de soldados que lo atendieron. Lo trasladaron en helicóptero hasta el casco urbano de Tumaco.

En el hospital de ese municipio lo entraron a cirugía, pero al abrirle la pierna se dieron cuenta de que los daños que tenía no los podían tratar en ese centro hospitalario. Por eso fue trasladado a Pasto, en donde lo intervinieron quirúrgicamente el 8 de octubre.

Ese día le pusieron un tutor externo en el muslo. Para garantizar éxito en el tratamiento tenía que ir a controles cada 15 días durante 6 meses. Cada ida al médico le costaba entre $500.000 y $800.000 debido a que tenía que contratar carros particulares porque no podía coger transporte público. Para recibir la atención médica que necesitaba tuvo que vender una finca, un lote, las cabezas de ganado que tenía y dos motos.

Los problemas no terminaron ahí. A Campo le tenían que poner platino en la pierna. La cirugía se la hicieron el 20 de abril de 2018 en Pasto. Lo operaron y pasó esa noche en la clínica. “Al otro día salí, en silla de ruedas me llevaron hasta el taxi y ahí sí como dicen ‘defiéndase como pueda’”, relató. Cogió un bus en la terminal, llegó hasta el corregimiento de Llorente y ahí lo recogió su esposa. Aunque tenía que seguir con su tratamiento no pudo.

Dijo que no pudo ir a que le quitaran los puntos y le quedaron faltando 20 terapias. Al preguntarle qué espera del Estado asegura: “nunca respondió, nunca dio la cara, nunca dijo que iba a colaborarme, aunque sea con los gastos de los traslados”.

- Software por Activisual -