Se encuentra usted aquí

Minuto a Minuto

EN VIVO

28/02/2018 - 09:46
Los sismos ponen en alerta a los habitantes y con esta aplicación usted podrá informarse de todo lo referente.

Vea También...









Recomendado

recomendado

13/11/2019 - 18:26
Foto: Europa Press
31/10/2019 - 11:40
El jefe de Estado anunció la presencia de 2.500 agentes, en los próximos 40 días, para resguardar la seguridad de los habitantes del departamento.
Foto: Presidencia
27/10/2019 - 21:54
El presidente de los colombianos se refirió a la jornada de elecciones regionales y realizó su balance.

Encuesta

¿Le conviene al gobierno de Iván Duque que Guillermo Botero haya renunciado?

Chica Instagram de Hoy

Chica Instagram

27/10/2018 - 15:56
La joven modelo estadounidense cada vez que publica una foto vuelve locos a sus fans y quienes no se cansan de elogiarla. ¡Mira las fotos!

Espacio Paranormal

Para ver más noticias escalofriantes ingrese AQUÍ

Domingo, Marzo 17, 2019 - 10:34

En el caso de los indígenas no es solo el hecho de que siguen olvidadas y sus comunidades marginadas, sus líderes han sido asesinados de la manera más vil y descarada por fuerzas oscuras.

La posición del Gobierno Nacional de no sentarse a dialogar hasta que los paros muestren su peor cara, es un craso error que arruina a las regiones que sufren los bloqueos, como Nariño, Cauca, Putumayo y en parte el Valle, cuando podrían no solo atenderse de inmediato, sino prevenirse dándole cumplimiento al pliego de peticiones, al menos en lo más sustancial.

El país, no solo está cansado de los paros y los devastadores efectos de los mismos para su economía, mucho más del círculo vicioso imparable en el que estamos por años y décadas, sin que se den soluciones efectivas.

Tomemos un indicador, el paro agrario a mediados de 2013 que se prolongó por 53 días, dejó ocho muertos, más de 400 heridos, al menos 512 detenidos, múltiples casos de violaciones a los derechos humanos, detenciones arbitrarias y 23 desaparecidos y por supuesto pérdidas billonarias de las que regiones como Nariño aún no se logra recuperar.

De los 88 puntos que se acordaron en la mesa de negociación que permitió levantarlo, el Gobierno sólo cumplió 16 puntos. En estos últimos 5 años, los indígenas se han levantado todos los años con movilizaciones que han asfixiado a la misma economía agropecuaria.

En ese lapso han parado los camioneros de manera continua. Firman los acuerdos y estos nunca se cumplen, y van a seguir en las mismas, porque ya anunciaron que podrían tomar las vías de hecho si no les dan prioridad a su viejo pliego de peticiones. Y por el estilo otros sectores como el cafetero, cacaotero o arrocero, etcétera, golpeados por los tratados de libre comercio, que poco a poco han aniquilado al sector agropecuario.

En el caso de los indígenas no es solo el hecho de que siguen olvidadas y sus comunidades marginadas, sus líderes han sido asesinados de la manera más vil y descarada por fuerzas oscuras, muertes que se acentúan luego de que se han sentado a negociar con el Gobierno.

En esta medida los paros van a proseguir con sus efectos devastadores y nuestro departamento constituyéndose en el más afectado, porque ante su fragilidad únicamente basta con bloquearle la Panamericana para ‘ahorcarlo’.

Por eso la obligación de la dirigencia de Nariño, Cauca y Valle, que en esta oportunidad se unieron para reclamarle al presidente Iván Duque sentarse de manera urgente a la mesa de negociones con los indígenas, es exigirle al Gobierno no vacilar más con las soluciones y cumplir definitivamente el pliego, que no es nuevo, sino el mismo por el que se han levantado todos los años.

Desde el 2013 que tomamos como punto de referencia, las comunidades del Cauca, Nariño y Putumayo están peor, e incluso por estar en medio de ese infrenable conflicto armado están a punto de desaparecer los Awá y Eperara Siapidara en nuestro departamento, pese a que existe una salvaguarda de la Corte Constitucional emitida en el 2009 que obliga al Gobierno Nacional a proteger a estas culturas para impedir su extinción.

Los colombianos estamos hasta el cogote de paros, de los incumplimientos y de la violencia que los mismos desatan, por eso abogamos por la mejor vía de entendimiento que es el diálogo, el cual debe asumir con seriedad el Gobierno, antes de que esa ‘papa caliente’ se le salga de las manos.

- Software por Activisual -