Se encuentra usted aquí

Minuto a Minuto

EN VIVO

28/02/2018 - 09:46
Los sismos ponen en alerta a los habitantes y con esta aplicación usted podrá informarse de todo lo referente.

Vea También...









Recomendado

recomendado

23/11/2019 - 09:44
El Presidente informó que se inicia a una conversación Nacional y que fortalezca la agenda vigente de política social.
13/11/2019 - 18:26

Encuesta

¿Cuál cree que será el Campeón del Fútbol Colombiano?

 

Chica Instagram de Hoy

Chica Instagram

27/10/2018 - 15:56
La joven modelo estadounidense cada vez que publica una foto vuelve locos a sus fans y quienes no se cansan de elogiarla. ¡Mira las fotos!

Videos Virales

Espacio Paranormal

Para ver más noticias escalofriantes ingrese AQUÍ

Miércoles, Noviembre 13, 2019 - 16:34

El asesinato del excandidato del partido de la Farc a la Asamblea de Nariño, Diego Campo, se suma al de docenas de desmovilizados de esta guerrilla, en diferentes partes de Colombia, que se acogieron al Acuerdo de Paz promovido por el presidente de la República Juan Manuel Santos.

Se trata de uno de los tantos hechos de violencia que en este año han sacudido a nuestra Nación, como la dolorosa serie de asesinatos en contra de los líderes sociales y defensores de los derechos humanos, lo cual ha sido una constante en este 2019, próximo a terminar, y que lamentablemente nos muestra una vez más que todavía falta mucho trecho por recorrer para lograr la paz plena que todos deseamos.

Nos estamos refiriendo a una serie de homicidios que asustan, puesto que desdicen de manera total la intención de paz que se tiene en nuestro país, puesto que se está atentando contra los integrantes de las antiguas Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia, Farc, transformadas en un movimiento político, en un proceso que a pesar de las cantidades de tropiezos que le han surgido en el camino avanza, aunque todavía no es la paz que esperaba Santos y millones de colombianos.

Igualmente el asesinato sistemático de los líderes sociales es otro hecho aberrante que entorpece el paso de ese carruaje en el que fincamos tantas esperanzas en lo concerniente a la pacificación del país.

Sabíamos que este proceso de paz no sería de fácil desarrollo y esto lo estamos comprobando con todo lo que ha ocurrido, especialmente en lo que tiene que ver con los asesinatos en detrimento de los desmovilizados y líderes sociales como acaba de ocurrir con Diego Campo.

El asesinato del que acaba de ser víctima Diego Campo, en zona rural de Corinto, en el departamento del Cauca, cuando se dedicaba a una labor social como era la de recolectar recursos para en esta Navidad darles algunos regalos a los hijos de los presos políticos que se encuentran privados de la libertad, debe llevarnos a reflexionar, porque el camino de la guerra no es el que necesita nuestro país.

Se trata de un hecho que de manera obligada nos remonta a la trágica historia de la Unión Patriótica UP, movimiento político nacido del proceso de paz impulsado por el presidente Belisario Betancur con las Farc-Ep y al que se le abona haber tratado de llegar al poder no con las armas, sino por el sendero de la Democracia.

Fue este un proceso en el que la UP tuvo un enorme éxito con la elección de varios congresistas, diputados y concejales, pero que tuvo un doloroso final, con el sistemático asesinato de sus integrantes.

Por eso hoy, cuando lamentamos el asesinato de Diego Campo, no queremos que con letras de sangre se vuelva a escribir la historia de un segundo exterminio en Colombia, como parece estar pasando, puesto que desde la firma del Acuerdo de Paz ya son casi dos centenares el número de exguerrilleros de las Farc asesinados en Colombia.

Nos parece que con todos estos lamentables episodios el proceso de paz atraviesa por uno de sus peores momentos y ello se debe al incumplimiento de las garantías que se les prometió a los desmovilizados en el marco del Acuerdo de Paz. Un incumplimiento que lo tiene en la cuerda floja.

- Software por Activisual -