Se encuentra usted aquí

Minuto a Minuto

EN VIVO

28/02/2018 - 09:46
Los sismos ponen en alerta a los habitantes y con esta aplicación usted podrá informarse de todo lo referente.

Vea También...

Especiales

15/01/2020 - 09:38
El activista estadounidense y pastor que luchó por los derechos civiles de los afroamericanos.
02/01/2020 - 16:27
La celebración nació en México, recuerdo de un enfrentamiento de reos en Tampico, en el 1927, día en que un gran número de uniformados perdió la vida.









Recomendado

recomendado

Foto: El Espectador
15/01/2020 - 10:16
Cada 1 de enero los concesionarios aplican alza en tarifas de peaje en carreteras concesionadas del país, y este 2020 no será la excepción.
Foto: Cortesía
30/12/2019 - 09:36
La Unidad Policial para la Edificación de Paz trabajará tres áreas clave en la construcción de una paz para todos.
Foto: Cortesía
28/12/2019 - 12:16
Con 20 uniformados adscritos al grupo de carabineros y guías se realizó la travesía por el Occidente Antioqueño.

Encuesta

¿Cree que en medio de las protestas, miembros de un gobierno local deben dialogar con encapuchados?

Chica Instagram de Hoy

Chica Instagram

27/10/2018 - 15:56
La joven modelo estadounidense cada vez que publica una foto vuelve locos a sus fans y quienes no se cansan de elogiarla. ¡Mira las fotos!

Videos Virales

Espacio Paranormal

Para ver más noticias escalofriantes ingrese AQUÍ

Martes, Julio 9, 2019 - 09:51

Los estudios que han hecho entidades como el Dane o el Cerlalc (Centro Regional para el Fomento del Libro en América Latina y el Caribe) sobre los índices de lectura en Colombia y su relación con otros países, se concluye que tenemos bajos niveles; y se lee más por necesidad que por placer.

Aunque las mediciones no necesariamente arrojan cifras iguales, sí se aproximan y constituyen un referente importante a la hora de establecer un diagnóstico de lectura. Según el periódico Portafolio, países de la región como Argentina, Brasil, Colombia, Chile, México y Perú, más de la mitad de los habitantes no lee. En Colombia se lee en promedio 2,9 libros al año (según medición de 2018), cifra que debe ser incrementada mediante políticas estatales e institucionales.

La importancia de la lectura radica en que es el camino para que la persona asuma su conciencia plena; sabiendo tomar decisiones por su propia convicción. La lectura es el patrimonio intangible de los pueblos; no vamos a decir que es un valor agregado, como se acostumbra. Al contrario, se debe considerar como la principal riqueza que puede desarrollar un país.

Es corriente escuchar la expresión “yo pienso”. ¿Usted piensa qué? Usted no piensa nada, usted repite como loro mojado. Lo que usted dice se lo escuchó a otro, porque el sistema educativo no está diseñado para otorgarnos la capacidad de discernimiento. No tenemos la capacidad de refutar lo que otros dicen, y por ello nos imponen políticas de las cuales nos vivimos quejando, pero somos los mayores responsables de que ello ocurra.

No tenemos la capacidad de decir esto me gusta, esto no me gusta. El problema está que tragamos entero. Y vivimos admirando a países como Finlandia, que han alcanzado grandes niveles educativos, logrando unificar en un solo sistema la educación pública y privada. Para que Colombia tenga un mejor desarrollo en su potencial intelectual, debe dejar de consolarse con decir que estamos superando a países de la región con unas décimas, y mostrar que por eso se ha hecho un buen gobierno, cuando, muchas veces, las cifras están establecidas por conveniencia.

Uno de los problemas que viven las nuevas generaciones es que en el hogar no hay buenas prácticas de lectura; si sus padres no leen, los hijos no van a escoger la lectura frente a otras alternativas, como la televisión, el celular, la tablet o el computador, y con mayor razón si esas prácticas se refuerzan con expresiones como “a mí no me gusta leer”.

En una opinión darwiniana diría que son los ambientes los que determinan a los individuos. Si hay un ambiente que estimule a la lectura, seguramente los niños y los jóvenes se inclinaran por la lectura, de lo contrario, se convierten en unos obsecuentes esclavos de la magnificencia del bombardeo de la información, que hoy por hoy, es un gran distractor del propósito central.

Muchas personas afirman que antes de centrarse en el documento que es objeto de su lectura, emplearon entre una cuarta parte y hasta la mitad del tiempo que estuvieron frente al computador, leyendo información del cual no era su propósito, pero se sintieron halagados por lo atractivo o por la novedad.  

Por lo tanto, es mejor ser buen lector para ser buen escritor, y, en consecuencia, tener un pensamiento propio (y no prestado). Lo que se requiere es construir un modelo piramidal (así nos traiga malos recuerdos). En la base de la pirámide está la lectura de muchos textos (como un sustrato); seguidamente está la escritura, como un entramado de palabras que hemos adquirido de diferentes fuentes; y, finalmente, está lo que verdaderamente pensamos, como resultado de aceptar, rechazar y cuestionar postulados.

fundacionecosofia@gmail.com

Aníbal Arévalo Rosero.

- Software por Activisual -