Se encuentra usted aquí

Minuto a Minuto

EN VIVO

28/02/2018 - 09:46
Los sismos ponen en alerta a los habitantes y con esta aplicación usted podrá informarse de todo lo referente.

Vea También...









Recomendado

recomendado

23/11/2019 - 09:44
El Presidente informó que se inicia a una conversación Nacional y que fortalezca la agenda vigente de política social.
13/11/2019 - 18:26

Encuesta

¿Cuál cree que será el Campeón del Fútbol Colombiano?

 

Chica Instagram de Hoy

Chica Instagram

27/10/2018 - 15:56
La joven modelo estadounidense cada vez que publica una foto vuelve locos a sus fans y quienes no se cansan de elogiarla. ¡Mira las fotos!

Videos Virales

Espacio Paranormal

Para ver más noticias escalofriantes ingrese AQUÍ

Lunes, Septiembre 16, 2019 - 17:41

Como es apena lógico, al encontrarnos en pleno proceso electoral, un tema casi que ineludible es el relacionado con las campañas de quienes aspiran a las diferentes posiciones regionales. En cada conversación, es usual comentar sobre el concepto que le merece tal o cual aspirante y es aquí donde llama la atención, las apreciaciones de los electores y por supuesto de los abstencionistas: cada cual tiene una forma y su propia “medida”  al momento de analizarlos y evaluarlos, pero por lo general, la conclusión no es nada objetiva.

Las personas hablan de la amistad o enemistad existente con el candidato(a), el grupo político al que pertenece o perteneció, de la trayectoria, si es que la tiene, muy pocos toman en cuenta las propuestas, otros prefieren mirar la poca o mucha publicidad instalada para cuantificar sus votos y en fin, toda clase de consideraciones sin dejar de lado, la tradicional capacidad para la compra-venta de votos, una práctica ilegal y malsana que involucra y es objeto de reproche para los candidatos (as) como para los electores que la incentivan, como si se tratara de la oferta y la demanda comercial común y corriente.

Pero también es preocupante, el significativo número de personas que ante el tema democrático, su equivocada respuesta es manifestar:” Es que yo no soy político o política”, como si el deber de “participar en la vida política, cívica y comunitaria del país” (art 95 numeral 5° C.N.) fuera algo deshonroso o vergonzante. Es propio recordarles a quienes lo ignoran, que por el hecho de ser ciudadanos colombianos tenemos afortunadamente en nuestro país, el derecho constitucional a “participar en la conformación, ejercicio y control del poder político” y que para hacerlo efectivo, podemos elegir y ser elegidos, constituir partidos, movimientos y agrupaciones políticas, formar parte de ellos y difundir sus ideas y programas (art 40 C.N.).

Nada más equivocado que confundir nuestros derechos y deberes en torno a la participación democrática de nuestro país, con la corrupción y la politiquería, que son precisamente las que tienen devastado a Colombia y que diariamente le restan credibilidad a las instituciones. El voto, el referendo, la consulta popular entre otros, son los mecanismos de participación ciudadana, que la constitución nos brinda, precisamente para rechazar o apoyar la conformación de las corporaciones públicas y la elección de los primeros mandatarios del orden municipal y departamental, como es el caso de las próximas elecciones.

No desaprovechemos la oportunidad de elegir, es un derecho y una obligación, si de verdad queremos ser determinantes en la construcción de nuestro propio destino.

 

Por: Elsy Melo.

- Software por Activisual -