Se encuentra usted aquí

Minuto a Minuto

EN VIVO

28/02/2018 - 09:46
Los sismos ponen en alerta a los habitantes y con esta aplicación usted podrá informarse de todo lo referente.

Vea También...









Recomendado

recomendado

23/11/2019 - 09:44
El Presidente informó que se inicia a una conversación Nacional y que fortalezca la agenda vigente de política social.
13/11/2019 - 18:26

Encuesta

¿Cuál cree que será el Campeón del Fútbol Colombiano?

 

Chica Instagram de Hoy

Chica Instagram

27/10/2018 - 15:56
La joven modelo estadounidense cada vez que publica una foto vuelve locos a sus fans y quienes no se cansan de elogiarla. ¡Mira las fotos!

Videos Virales

Espacio Paranormal

Para ver más noticias escalofriantes ingrese AQUÍ

Domingo, Noviembre 10, 2019 - 16:43

Mujer agresiva

 

Como un titi se comportó una mujer que en la noche del sábado fue sorprendida depositando una bolsa de basura en una alcantarilla del barrio Miraflores, suroriente de la ciudad de Pasto.

La radical transformación de la ciudadana de aproximadamente 50 años de edad se produjo a los pocos segundos que un líder cívico de ese lugar le llamara la atención sobre la falta en la que estaba incurriendo.

Cuando la ciudadana se ‘salió de ropa’ empezó a gritar y a insultar al dirigente comunitario que lo único que buscaba era evitar futuras inundaciones como las registradas en anteriores ocasiones por la acumulación de basuras en esos sitios.

Si bien es cierto un grupo de vecinos trató de apaciguar a la desesperada mujer que en lugar de palabras salían de su boca serpientes y otros desagradables animales, al humilde líder social no le quedó otra opción que agachar la cabeza y marcharse.

Habitantes de ese populoso lugar manifestaron que esa no es la primera vez que la mujer ataca a quienes le llaman la atención por sus malos procederes, recordaron que hace 15 días casi le ‘destapa’ la cabeza a un joven que le reclamó porque le había lanzado un palo de escoba a su perro.

Ese reprochable caso sucedió cuando animalito se había acercado a olfatear a la puerta de la casa de la robusta y malhumorada mujer.

 

Motociclista arrebatado

Con insultos y rechiflas un grupo de taxistas que ayer en la tarde se movilizaba por el centro de Pasto le la atención a un mototaxista que aparte de irrespetar la señales de tránsito casi arranca de tajo los espejos de los otros automotores.

Voceros de los automotores de servicio público que se comunicaron con esta redacción argumentaron que los hechos se presentaron en la calle 18 con carreras 24 a 27, donde aseguraron que el desenfrenado motociclista quien llevaba a una mujer como parrillera se desplaza con exceso de velocidad y en su movilización estuvo a punto de arrollar a una madre de familia que empujaba una carriola.

Indicaron que si bien es cierto varios conductores hicieron lo posible por cerrarle el paso, el mototaxista se subía a los andenes para tomar ventaja y esquivar los reclamos. Argumentaron que lo peor de todo es que pasadas las 2:00 de la tarde no se vio por la zona a un solo agente de tránsito para ponerle en el conocimiento esa situación para que procediera.

 

Aguas putrefactas

Aterrada se mostró una madre de familia que ayer visitó la plaza de mercado El Potrerillo de Pasto, por los desagradables olores que emanaba de un charco de agua en las afueras de la sección donde se vende pescado.

Expresó que la acumulada agua olía a diablo, debido a que ciertas comerciantes tienen la mala costumbre de arrojar a la vía desperdicios de comidas y agua sangre de los animales que ofrecen al público.

Argumentó que el calor del sol intensifica los putrefactos olores, los cuales no solo generan malestar entre los compradores, sino también en los vendedores de los diferentes alimentos básicos de la canasta familiar.

 

Billetes falsos

En esta temporada en la que se incrementan las actividades comerciales aprovechan los avivatos para hacer de las suyas.

Una adulta mayor que en la noche del viernes se dirigió a una tienda del barrio Tamasagra a comprar los productos para el desayuno del día siguiente, casi se desmaya cuando al llegar a su casa y verificar si el regreso que había recibido del billete de $50.000 con el que pagó un panal de huevos, una bolsa de leche y pan, descubrió que le habían metido dos billetes de $10.000 falsos.

Lo peor de todo es que cuando fue a reclamar la tendera luego de agredirla verbalmente le había cerrado la puerta del negocio de una manera no muy cortés.

Etiquetas: 
- Software por Activisual -