Se encuentra usted aquí

Minuto a Minuto

EN VIVO

28/02/2018 - 09:46
Los sismos ponen en alerta a los habitantes y con esta aplicación usted podrá informarse de todo lo referente.

Vea También...

Especiales

15/01/2020 - 09:38
El activista estadounidense y pastor que luchó por los derechos civiles de los afroamericanos.
02/01/2020 - 16:27
La celebración nació en México, recuerdo de un enfrentamiento de reos en Tampico, en el 1927, día en que un gran número de uniformados perdió la vida.









Recomendado

recomendado

Foto: El Espectador
15/01/2020 - 10:16
Cada 1 de enero los concesionarios aplican alza en tarifas de peaje en carreteras concesionadas del país, y este 2020 no será la excepción.
Foto: Cortesía
30/12/2019 - 09:36
La Unidad Policial para la Edificación de Paz trabajará tres áreas clave en la construcción de una paz para todos.
Foto: Cortesía
28/12/2019 - 12:16
Con 20 uniformados adscritos al grupo de carabineros y guías se realizó la travesía por el Occidente Antioqueño.

Encuesta

¿Cree que en medio de las protestas, miembros de un gobierno local deben dialogar con encapuchados?

Chica Instagram de Hoy

Chica Instagram

27/10/2018 - 15:56
La joven modelo estadounidense cada vez que publica una foto vuelve locos a sus fans y quienes no se cansan de elogiarla. ¡Mira las fotos!

Videos Virales

Espacio Paranormal

Para ver más noticias escalofriantes ingrese AQUÍ

Lunes, Diciembre 9, 2019 - 12:29

Cada uno de nosotros debemos sabernos necesitados de Dios, no podemos caminar por la vida, solos, necesitamos a Dios, nadie puede caminar sin la ayuda especial de Dios. Es la rutina diaria, la pereza y hasta la vehemencia con que vivimos nuestra vida la que finalmente nos lleva a la tibieza, el desanimo y finalmente a dejarlo todo.

Está es sin lugar a dudas la parte más triste de nuestro vivir, me refiero al hecho de no saber valorar el amor de Dios, a tal punto que terminamos envueltos en el pecado, y es entonces que nos quedamos solos con nuestro falta. No dejemos que el mal nos aleje del amor de Dios.

El adviento nos invita a revisar nuestra vida, y si en esa revisión encontramos pequeños o grandes obstáculos que nos impiden vivir a plenitud nuestro compromiso cristiano, debemos aprovechar entonces para poner los medios a nuestro alcance de tal forma que podamos superarlos.

Esforcémonos por hacer de este adviento un tiempo que nos ayude a cambiar de actitud, un tiempo que nos permita reconciliarnos con nuestro prójimo y sobre todo un tiempo que nos ayude a encontrarnos con nuestro Dios, en el silencio de la oración, y que de este encuentro personal e intimo, podamos nacer junto a Jesús a una nueva vida.

En el adviento también encontramos algunas actitudes fundamentales como son: 1) Actitud de espera: El mundo necesita de Dios. La humanidad está desencantada y desamparada. El adviento nos ayuda a comprender mejor el corazón del hombre y su tendencia insaciable de felicidad.

2) El retorno a Dios: La experiencia de frustración, de cautividad, de pérdida de la libertad exterior e interior de los hombres de hoy, puede suscitar la sed de Dios. El adviento nos ayuda a conocer mejor a Dios y su amor al mundo. Nos da conocimiento interno de Cristo, que siendo rico por nosotros se hace pobre.

3) La conversión: Con Cristo, el reino está cerca dentro de nosotros. El adviento nos enseña a hacernos presentes en la historia de la salvación, a entender el amor como salida de nosotros mismos y la solidaridad plena con los que sufren.

4) Jesús es el Mesías: Será el liberador del hombre entero. Luchará contra todo el mal y lo vencerá no por la violencia, sino por el camino de una victimación de amor. La salvación pasa por el encuentro personal con Cristo.

5) Gozo y alegría: El reino de Cristo no es sólo algo social y externo, sino interior y profundo. La venida del Mesías constituye el anuncio del gran gozo para el pueblo, de una alegría que conmueve hasta los mismos cielos cuando el pecador se arrepiente. El adviento nos enseña a conocer que Cristo, y su pascua, es la fiesta segura y definitiva de la nueva humanidad.

Tengamos siempre presente que el Adviento, es uno de los tiempos más significativos del año litúrgico, nos da la oportunidad de ordenar nuestra vida de cara a Dios, de eso se trata, de ordenar nuestro vivir, y es que no podemos hablar de un sincero amor a Dios si no somos capaces de manifestarlo a través de nuestros actos de cada día.

Por: Narciso Obando López, Pbro.

 

- Software por Activisual -