Se encuentra usted aquí

Minuto a Minuto

EN VIVO

28/02/2018 - 09:46
Los sismos ponen en alerta a los habitantes y con esta aplicación usted podrá informarse de todo lo referente.

Vea También...

Especiales

12/12/2019 - 09:12
México y miles de fieles celebran con diferentes actos religiosos para “Guadalupana” en la Basílica que lleva su nombre.
Foto: Ruven Afanador
10/12/2019 - 13:04
El 10 de diciembre de 1959 tras cuatro años de construcción, el presidente Alberto Lleras Camargo lo inauguró en Bogotá. [VIDEO]









Recomendado

recomendado

Imagen: Merck
08/12/2019 - 16:13
Colombia se une a los más de 60 países de todo el mundo que ya cuentan con este medicamento; incluyendo Estados Unidos, la Unión Europea, Canadá,...
23/11/2019 - 09:44
El Presidente informó que se inicia a una conversación Nacional y que fortalezca la agenda vigente de política social.
13/11/2019 - 18:26

Encuesta

¿Para usted quién tiene más credibilidad en el desarrollo del Paro Nacional?

 

Chica Instagram de Hoy

Chica Instagram

27/10/2018 - 15:56
La joven modelo estadounidense cada vez que publica una foto vuelve locos a sus fans y quienes no se cansan de elogiarla. ¡Mira las fotos!

Videos Virales

Espacio Paranormal

Para ver más noticias escalofriantes ingrese AQUÍ

Sábado, Febrero 17, 2018 - 12:30

A dónde vamos a llegar con esa euforia demencial y esos odios alimentados por terceros e incluso por cuestiones irreales, pues si no paramos la intolerancia llegará un día en el que no podremos ni mirarnos porque nos vamos a matar, por eso debe plantearse como una necesidad urgente el desarmarnos, bajar la guardia y perdonar, elementos que deben estar involucrados en todo nuestro proceder diario en la sociedad.

Poco antes de que ese día fatal para la sociedad colombiana, cuando el no a la paz ganó el plebiscito del 2 de octubre de 2016, el expresidente de Uruguay Pepe Mujica expresó una frase que nos debe quedar sonando de por vida y nos debe llevar a la reflexión: “Si Colombia dice No, daría la impresión de ser un pueblo esquizofrénico que se aferra a la guerra como forma de vida. América Latina difícilmente lo entendería”.

Desde ese momento supimos que este país estaba fraccionado y más polarizado, y que si bien hemos vivido 54 años en una guerra que nos ha dejado más de 300 mil muertos y una cifra superior a los 7 millones de desplazados, la idea de pacificar al país no era el anhelo de todos y que habían unos sectores que podían usufructuar más y seguir aferrados al poder si se hacía imperar el conflicto. Y claro, ahora su boicot a la paz les sirvió como plataforma política.

Pero desde el punto donde se mire la violencia no es la solución y el país tiene que seguir abonando ese sendero del posconflicto y luego de haber logrado desmovilizar al grupo guerrillero más beligerante y antiguo de Latinoamérica, las Farc, se tiene que proyectar el camino para firmar un acuerdo de paz con el Ejército de Liberación Nacional, Eln, y ojalá luego con todos los grupos, llámense como se llamen.

Pero si hablamos de intolerancia urbana y en este caso del municipio de Pasto, por qué nos referimos a la guerra y la paz. La razón es porque el conflicto armado y la violencia histórica que hemos sufrido los colombinos por generaciones es la mala semilla que se ha entronizado en nuestra cultura y en el comportamiento de la sociedad. Venimos con una herencia de resentimientos, injusticias y venganzas, y ese mal es el que debemos desprender de raíz.

Luego de esas imágenes aterradoras de dos grupos de jóvenes que se trenzan en una batalla campal, todos armados de cuchillo que termina con una puñalada mortal a uno de ellos y en menos de 3 días la muerte de un vigilante, al parecer también por intolerancia, el comandante de la Policía Metropolitana de Pasto, coronel Diego Vásquez Rojas, llamó a la comunidad a la calma, a que solucionen los problemas a través de la vía del diálogo y respeten la vida. Y no es para menos, de los 56 homicidios registrados en el 2017 en esta capital, 41 están relacionados con casos de intolerancia.

Este año que aún no cumple los dos primeros meses ya registra 12 homicidios y en 9 está la pelea, sobre todo por estado de alicoramiento que termina en tragedia, en dolor de los familiares y amigos y sed de venganza. No es posible que sigamos comportándonos como bárbaros, guiados por instintos cavernícolas.

Tenemos que comenzar por el principio e impartir los valores entre los niños, fortalecerlos en los colegios y promulgarlos en los claustros de educación superior. Comenzarles a dar a nuestros hijos una sociedad basada en el respeto de los derechos y obligaciones y en donde el amor y la búsqueda de la paz estén implícitos en el hogar y en cualquier rol en el que nos desempeñemos.

Pero no podemos exigir tolerancia cuando los padres se agarran como perros y gatos frente a los hijos o instamos a los muchachos a resolver los problemas con violencia. Y el ejemplo también debe venir de arriba, de las instituciones del Estado, de los dirigentes para que asuman un comportamiento recto, desconectado de esa corrupción que lastimosamente hoy nos gobierna y es la generadora de todas las formas de violencia.

- Software por Activisual -