Con beneplácito recibimos los colombianos la designación por parte del presidente Gustavo Petro Urrego, de la educadora Gloria Ramírez como ministra de Trabajo. Su primer pronunciamiento llena las expectativas de trabajadores y personas en busca de empleo, pues para ella "Los contratos por prestación de servicios deben desaparecer, un gobierno con política de la vida no puede permitir neoesclavitud consecuencia de tantos gobiernos de derecha anti obrera”.